Plástica

El tango retratado por Sábat

Gracias a su talento indiscutido, Hermenegildo Sábat nos ofrece imágenes entrañables de grandes figuras del tango argentino como Aníbal Troilo y Astor Piazzolla.

La muestra de Sábat puede visitarse hasta el 19 de julio.

La muestra de Sábat puede visitarse hasta el 19 de julio.

Por Fernando Garello – La muestra Pichuco y el Gato es el homenaje del gran dibujante Hermenegildo Sábat a dos figuras centrales del tango argentino, Aníbal Troilo y Astor Piazzolla, que desde el jueves último y hasta el 19 de julio puede visitarse en el Centro Cultural Roberto Fontanarrosa. Habría que revisar la denominación de caricaturista que suele otorgarse a Sábat puesto que sus dibujos son verdaderos retratos que incluso los mejores artistas plásticos y fotógrafos desearían poder realizar. Se trata de imágenes que transmiten la esencia de los personajes y al mismo tiempo de las vivencias del artista que los recreó en el papel. Es la imagen que seguramente les quedó a quienes vieron por primera vez a Pichuco (Aníbal Troilo) y el Gato (Astor Piazzolla), dos de las mayores figuras de la música ciudadana rioplatense. Imágenes que difícilmente un amante del tango pueda olvidar.
Pichuco sentado sobre una pelota de fútbol, con alas y vistiendo la camiseta de River Plate. Piazzolla tocando un bandoneón que despide estelas azules y rojas que podrían recordar sus tempranos años en Nueva York. Son algunas de las imágenes que integran la muestra y que logran evocar las figuras icónicas de la música popular rioplatense y donde se destaca aquella donde los dos maestros aparecen juntos, Troilo como un bandoneón que ejecuta un Piazzolla vestido de etiqueta en una noche de principios de la década del 70 en que el tango ingresó por primera vez en la historia al Teatro Colón.
La mayoría de los retratos del Gato que se exhiben integran el libro “Que no se entere Piazzolla” que la editorial de la Universidad Nacional de Quilmes editó recientemente. A Sábat siempre le fascinó la manera en que un artista que nació en Mar del Plata y creció en Nueva York fue capaz de captar los sonidos de una ciudad como Buenos Aires.
La muestra está compuesta por más de medio centenar de retratos, en su mayoría de Troilo y Piazzolla, aunque también de otras figuras del tango argentino como Juan Carlos Cobián, Enrique Cadícamo, Tita Merello, Edmundo Rivero y Rubén Juárez, entre otros.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir